Educación

Diversión y Aprendizaje, ¿van de la mano?

Últimamente estoy leyendo bastantes artículos sobre la importancia de la diversión y la risa en el aprendizaje de las personas. Sí, de las personas, no solo en los niños.

 

Uno de esos artículos es el de mi colega de profesión, Jennifer Delgado, que recoge en su blog el rincón de la psicología. En este artículo hace mención a dos estudios en los que se demuestra el efecto de la risa y diversión en el aprendizaje. Por un lado recoge  un estudio francés, en el que vieron los efectos de la risa en niños de 18 meses, mientras se les enseñaba a utilizar un objeto para alcanzar un juguete inaccesible e imitar el comportamiento del adulto. Por otro lado, señala también los efectos que tienen las bromas de un profesor durante una lectura en el aprendizaje de sus alumnos, observados por una universidad americana.

 

Como bien sabéis, ya he hablado sobre el juego en otro artículo de este blog, y sigo defendiendo el efecto e influencia de la diversión y el entretenimiento en el aprendizaje, llevándolo a la práctica cada día en mis talleres grupales como en mis sesiones individuales.

 

Volviendo al tema de la diversión y el aprendizaje de las personas, hay que destacar que cada vez hay más profesionales que llevan a cabo actividades, que fomentan la diversión en diferentes entornos de aprendizaje. A continuación, os mostraré algunos de estos profesionales que son un claro ejemplo de ello:

  • Está Pepe Pedraz, un defensor de los juegos y de la aplicación de estos al mundo de la formación en las empresas. Os aseguro que plantea cosas muy interesantes y atractivas, que podéis leer en su más que recomendable blog.
  • En el mundo de la docencia tenemos a grandes maestros, de los que soy muy fan y sigo cada día, porque de ellos se aprende y mucho. Es el caso de Oscar Recio y su rol en las aulas o Manu Sanchez con su conocido MonsterKit y las diferentes aplicaciones del mismo.
  • Por otro lado, está Ana Ordás, una bibliotecaria que hace que las bibliotecas sean un entorno de diversión y de atracción para los usuarios, alejándonos de la visión típica que se puede tener de ellas.
  • Otra representante muy significativa de este ámbito es Clara Cordero, que lleva a cabo formaciones y proyectos educativos diversos, pero en todos ellos su creatividad y diversión están asegurados.
  • En el mundo de las formaciones, en centros especializados, también va ganando mucho peso llevar a cabo dinámicas y actividades diferentes y divertidas para trabajar los contenidos a aprender.

Ahora bien, yo quiero dejar mi granito de arena en esta unión aprendizaje y diversión, ¿cómo lo voy a hacer? Muy sencillo, mostrándoos parte de mi trabajo.

 

Semanalmente, en el Centro Desarrollo de las Capacidades imparto un taller de Técnicas de estudio, en el que se trabajan contenidos como estrategias de aprendizaje, planificación, atención o comprensión lectora para resolución de textos y problemas, entre muchos otros. Pues bien, estos contenidos se pueden trabajar presentando unas fichas con teoría y alguna práctica, algo más sencillo y accesible, sin embargo he tratado de ir más allá dando una vuelta al planteamiento y al taller.

 

¿Cómo ir más allá de lo sencillo?

 

El centro se convierte cada martes por la tarde en el Centro de Detectives, cada uno de los menores es un detective que forma parte de un equipo y deben resolver el caso que se encuentran esa tarde sobre su mesa, tanto individualmente, buscando pistas y resolviendo claves, como en grupo. Pues bien, cada caso resuelto es un paso en el kit del detective, pudiendo contar con pistas extras para nuevos casos o nuevas herramientas para la resolución de los enigmas con los que nos vayamos encontrando.

 

¿Qué sucede cada semana?

 

Que al entrar por la puerta todos preguntan: ¿qué tenemos que resolver hoy, tiene algo que ver con el huerto del señor Manolo, a quién han robado, qué monstruo tenemos que coger, quién ha desaparecido…? No lo sé, es mi respuesta, abrir vuestros sobres y conoceremos qué ha sucedido en estos días. Ver su cara de ilusión, de ganas de seguir trabajando, resolver casos y de aprender jugando es lo mejor de cada martes. Esa intriga y curiosidad por saber qué ha sucedido, qué deben descubrir y cómo, es la manera en que se refleja su motivación e interés en seguir aprendiendo y trabajando.

 

¿Cómo consigo trabajar contenidos sobre técnicas de estudio y comprensión lectora?

 

Presentando casos en los que haya que tener en cuenta elementos de estas áreas, de manera diferente y divertida. Ahí os dejo algunos ejemplos de casos que han resuelto recientemente:

  • El huerto del señor Manolo nos planteaba un robo en la cosecha, con información sobre huellas y pisadas por todo el terreno, ofreciendo una serie de pistas a través de los comentarios y observaciones de los vecinos. La clave, descubrir las huellas a través de operaciones y contrastarlas con las informaciones aportadas. Un problema para resolver, sí, pero introducido en una mecánica de juego y de reflexionar más allá para poder contrastar y resolver.
  • El caso de la semana pasada, fue Dónde están los abuelos. Caso en el que debían descubrir dónde se encontraba una pareja de abuelos que debían quedarse al cuidado de sus nietos. Pues bien, recibían información sobre sus horarios y rutinas, sin especificar en algunos de ellos los días y tratando de cuadrar así las actividades de los abuelos. Qué objetivo tenía con esta actividad, la elaboración de un horario y planificación de los tiempos para realizar actividades.
  • El caso del Zombi juguetón planteaba la búsqueda de un zombi que iba dejando pistas en diferentes lugares. Los chicos debían descifrar claves y enigmas para conocer dónde había estado y finalmente dar con él. Con este caso se trabaja comprensión lectora, identificación de ideas claves entre información irrelevante y atención.

Como veis, podemos trabajar los contenidos de manera muy diversa, pasando de clases o sesiones teóricas, a encuentros prácticos, dinámicos y con diversión, acompañados de unas risas que ayudarán a que ese aprendizaje sea más enriquecedor.

 

Estos son solo algunos ejemplos, pero hay muchos más y en muchos ámbitos, en los que se demuestra cada día que la diversión no está reñida con el aprendizaje, sino que deben ir de la mano.

 

¿Te apuntas al mundo de un aprendizaje divertido?

SÍGUEME

  • Twitter de Maria Jesús Campos Osa
  • Facebook de Maria Jesús Campos Facebook
  • Instagram de Maria Jesús Campos Facebook

Comentarios (2)

  1. Marc Fresquet

    22 Nov 2016 - 9:35 pm

    Está muy bien el artículo. Yo llevo 8 años trabajando con juegos de mesa didácticos en el aula. Te dejo el link de mi blog por si quieres echar un vistazo:

    http://tierrasdenarghai.blogspot.com.es/?m=1

    La etiqueta aprender jugando te será de utilidad.

    Un abrazo

    • María Jesús Campos Osa

      23 Nov 2016 - 9:55 am

      Muchas gracias por el comentario Marc,

      El mundo de los juegos de mesa es maravilloso, son un recurso a tener en cuenta y muy recomendable en las aulas, seguro que tus alumnos lo agradecen cada día.
      Enhorabuena por permitir a tus alumnos aprender de manera diferente y divertida, porque otra forma de aprender es posible.
      Un saludo!

Deja un comentario a Marc Fresquet